Si existe una noticia que esté en boca de todos, esta es la del coronavirus. El foco principal se encuentra en China, concretamente en la ciudad de Wuhan, pero el virus ha cruzado fronteras y ya ha llegado a otros países como Corea de Sur, Irán o países europeos como Italia, Francia o España. Las consecuencias, la más importante sobre la salud global, también son sobre la economía mundial y el transporte de carga aérea y marítima, especialmente.

Como hemos comentado, entre las principales consecuencias, la más importante es la de la salud de las personas, con numerosas víctimas mortales e infectados, pero a esta se le suma otra consecuencia importante, la económica. Y es que el coronavirus también ha afectado directamente al intercambio comercial entre muchos países, puesto que las fronteras y las principales infraestructuras se han paralizado por miedo a mayores contagios.

China, el motor del mundo

Con la llegado del año chino, -días festivos marcados en el calendario nacional-, la economía china se detuvo. De todos modos, cuando la actividad comercial tenía que reanudarse, la llegada del coronavirus impidió que el motor del mundo volviera a ponerse en marcha. Desde entonces, muchas fábricas nacionales han dejado de producir y esto ha tenido un impacto directo sobre muchas economías mundiales y el suministro global.

Sin ir más lejos, a mediados de febrero, Kristalina Georgieva, directora gerente del Fondo Monetario Internacional, advirtió que el crecimiento de la economía mundial podría verse recortado entre un 0,1% y 0,2% por culpa del coronavirus.

Como avanzábamos anteriormente, de momento las fábricas chinas sí que han notado efectos sobre la cadena de producción, aunque numerosos expertos coinciden en que se trata de un periodo transitorio.

Por su parte, la IATA ha hecho públicas las cifras sobre el transporte de carga aérea en enero, mes en que disminuyó, y prevé que las cifras de febrero, que aún no se han hecho públicas, también sean negativas como consecuencia del coronavirus y el año nuevo chino.

Transporte por vía marítima y carga aérea

El freno en la producción ha tenido un impacto directo sobre el transporte de mercancías con aquellos países socios comerciales prioritarios de China. Con la reducción de la producción, las navieras han enviado menos barcos y, en consecuencia, al haber poco espacio de almacenaje ha subido el precio del transporte por vía marítima. Lo mismo ha ocurrido con el transporte de mercancías por vía aérea. El transporte de carga aérea también ha disminuido y las pocas mercancías que se envían a otros países lo hacen a precios más elevados de los de normal.

Países y sectores más afectados

Los países de la eurozona son uno de los socios más importantes de China. Por este motivo, las economías italiana, alemana, española, francesa, entre otras, pueden resentirse de la crisis del coronavirus. En el caso concreto de Alemania, los grandes fabricantes germánicos de coches producen la mayoría de las unidades en la China. Asimismo, también se verán afectadas muchas de las industrias alemanas, como las del sector farmacéutico.

Otro país que se ha visto gravemente afectado es Italia. El país, el tercero con más contagios, está empezando a notar como la economía se ralentiza y, sectores tan importantes como el del turismo, se resienten notablemente, especialmente en la zona norte.

En el caso de España, lo ha notado especialmente el sector del textil y la moda, altamente dependiente de China. Por este motivo, muchas marcas han asumido retrasos en la producción y en la presentación de las nuevas colecciones.  Otros sectores que se han visto afectados han sido el juguetero, el de la electrónica y el informático.

Finalmente, en el caso de México, el país tiene una relación comercial muy fuerte con China, siendo el segundo proveedor y a la vez cliente del gigante asiático. Esto supone un revés para el comercio bilateral entre ambos países, pues como hemos explicado anteriormente, la actividad económica en China se ha visto altamente afectada en las últimas semanas lo que ha tenido un impacto directo en el flujo comercial que se ha visto paralizado.

Desde el departamento de consultoría de Ibercóndor te asesoramos durante todo el proceso y también realizamos un análisis del mercado antes de esta operación.

Ponte en contacto con nosotros, ¡estaremos encantados de atenderte!

CONTÁCTANOS

Desde el departamento de consultoría de Ibercóndor te asesoramos durante todo el proceso y también realizamos un análisis del mercado antes de esta operación.

Ponte en contacto con nosotros, ¡estaremos encantados de atenderte!

CONTÁCTANOS